5 jul. 2012

EUROPA RECHAZA TRATADO ANTIPIRATERIA

El Parlamento Europeo ha dicho "no" de forma contundente -478 votos en contra, 39 a favor y 163 abstenciones- al Acuerdo multilateral Comercial contra la Falsificación, más conocido como ACTA. Este tratado pretende luchar contra la piratería en Internet y también contra las falsificaciones de productos comerciales de marca y medicamentos ilegales en la red.

Todos lo grupos de la Eurocámara a excepción del Partido Popular Europeo (PPE), donde ha habido división de voto, han votado en contra del polémico tratado en una sesión histórica ya que es la primera vez que el Parlamento Europeo tumba un acuerdo de comercio internacional. A finales de mayo, las comisiones de la Eurocámara -Asuntos Jurídicos, Libertades Civiles e Industria- ya se pronunciaron en contra de ACTA (Anti-Counterfeiting Trade Agreement, por sus siglas en inglés). Fuentes comunitarias aseguran que el resultado de esta votación "supone que el acuerdo contra la 'piratería' no tendrá validez jurídica en ningún país de la UE", por lo que en ningún caso un Estado miembro podrá aplicarlo de manera independiente.

Tras la sesión, la Comisión Europea, que se había mostrado a favor del tratado, ha asegurado que seguirá buscando fórmulas para la defensa a escala global de la propiedad intelectual. "Con el rechazo de ACTA, la necesidad de proteger la columna vertebral de la economía europea en todo el globo: nuestra innovación, nuestras creatividad, nuestras ideas -nuestra propiedad intelectual- no desaparece", subrayó en un comunicado el comisario europeo de Comercio, Karel De Gucht.

Reacciones
"ACTA es la solución equivocada para defender la propiedad intelectual. La Eurocámara ha escuchado a sus ciudadanos", ha dicho Martin Schulz, presidente del Parlamento Europeo, visiblemente satisfecho con la decisión adoptada.
Por su parte David Hammerstein, ex eurodiputado de Los Verdes y actualmente representante del Diálogo Transatlántico de Consumidores, ha señalado que se trata de un "gran éxito de la sociedad civil europea", y confía en que la votación suponga el "principio del fin de ACTA". Además, ha querido recordar la importancia que han tenido las movilizaciones ciudadanas en Internet, que han desembocado en una queja formal ante el Parlamento Europeo avalada con 2,8 millones de firmas. Además, ha emplazado a la Comisión Europea y al Gobierno Español a "tomar nota de este resultado a la hora de intentar legislar futuras medidas represivas contra el compartir información y cultura en Internet".

El movimiento activista Avaaz, una comunidad transnacional sin ánimo de lucro dedicada a la movilización ciudadana en todo el mundo mediante campañas a través de internet, ha calificado de "triunfo para la democracia en Europa" el rechazo del Parlamento Europeo al acuerdo y considera que responde a la voluntad de la mayoría de los internautas. El director de campaña de Avaaz, Alex Wilks, señaló que este "hachazo a ACTA representa una victoria histórica para el poder ciudadano frente al control de las grandes corporaciones" y felicitó a los eurodiputados que han respaldado el rechazo al acuerdo.
"En el futuro, la UE debe involucrar a los ciudadanos y al Parlamento desde el inicio, en lugar de tratar de imponer este tipo de tratados como una apisonadora", recalcó.

Por otra parte, las voces más críticas con el resultado de la votación han venido desde las industrias manufactureras y creadoras de Europa que han lamentado el rechazo al ACTA ya que consideran que el "no" a este pacto causará perjuicios a la propiedad intelectual europea, a sus empleos y a su economía. En un comunicado conjunto, la Federación Internacional de Productores Discográficos (IFPI, en sus siglas inglesas), la Federación de Editores Europeos (FEE), la Federación Internacional de Actores (FIA) y otros organismos internacionales del sector cultural han calificado de "oportunidad perdida para la UE" en materia de protección de las industrias creadoras europeas y aquellas que apuestan por la innovación. "ACTA es una importante herramienta para la promoción de la propiedad intelectual y los empleos europeos. Desgraciadamente, el tratado siguió un camino equivocado en el Parlamento, y los méritos reales y considerables del tratado no pudieron prevalecer" dijo Anne Bergman-Tahon, directora de la FEE.

Según Thomas Boué, director de Asuntos Gubernamentales de la región Europa, Medio Oriente y África de la organización Business Software Alliance (BSA), "la violación de los derechos de propiedad intelectual constituye un problema de relevante importancia en Europa y es clara la necesidad de mejorar las normas y prácticas a nivel internacional, para lograr una protección más efectiva" y ACTA habría supuesto "un paso adelante de gran importancia".

Un tratado polémico
Desde su creación, el ACTA ha suscitado el rechazo de amplios sectores de la eurocámara y de millones de ciudadanos debido a su falta de transparencia, indefinición de objetivos y el peligro que puede suponer para las libertades civiles en Internet.
Además de los 27 países de la UE, que está representada como bloque, ya han negociado el texto Estados Unidos, Canadá, México, Suiza, Japón, Corea del Sur, Singapur, Marruecos, Australia y Nueva Zelanda. Todos ellos representan la mitad del mercado mundial.
Cada uno de los Estados deberá pronunciarse sin embargo en sus respectivos parlamentos o según dicte su normativa nacional, al incluir el tratado alusiones a sanciones penales.
Un total de 22 de los 27 países comunitarios ya ha firmado el texto, el paso previo a tramitarlo a nivel nacional. España es uno de ellos, donde a menudo se ha comparado el ACTA con la Ley Sinde-Wert. Otros países como Alemania o Polonia han solicitado más tiempo para poder estudiar el tratado con mayor profundidad.

Fuente: http://www.expansion.com

0 comentarios:

Publicar un comentario

CONTÁCTANOS

CONTACTO

mail: dimension3music@gmail.com

Dirección:

Cnel. P. A. García 5841. Piso 2 Dto. D

Horario de atención:

De lunes a viernes de 9 a 18 hs.

Teléfono:

15-5886-8343